En nuestros paños se teje un mejor juego 

El tejido apretado del paño Simonis repele de forma natural los derrames de líquidos y las manchas.

El tejido apretado evita la penetración de la suciedad y el polvo de la tiza, y la torcedura de los hilos peinados permite que la tela resista de forma natural a los derrames de líquidos y a las manchas, aumentando así enormemente la vida de la tela y facilitando su limpieza.

¿Resistente a las manchas?

Algunos paños han entrado recientemente en el mercado con una “nueva” característica: la resistencia a los derrames. Estos paños han sido químicamente tratados o recubiertos para conseguir la capacidad de resistir los derrames de líquidos. Lamentablemente, los tratamientos químicos reducen la exactitud y la previsibilidad del paño de billar, afectando así negativamente el juego. Además, los productos químicos en el paño alteran la elasticidad del mismo y normalmente tendrán que ser tensados de nuevo a los pocos meses de su instalación inicial.

¿Pero la resistencia al derrame es realmente una nueva característica?

La resistencia a los derrames de líquidos ha estado siempre presente en los paños Simonis. El paño Simonis repele de forma natural los líquidos porque usa la lana peinada más fina, una densidad de hilos óptima y un proceso de fabricación patentado. Esto impide que los líquidos penetren en el paño y permite limpiar rápidamente los derrames sin manchar ni dañar el campo de juego.

¿El doble? Algunos paños están disponibles de fábrica con “protección contra las manchas”. Sin embargo, algunos distribuidores ofrecen añadir la "protección contra las manchas" en paños que ya han sido tratados. Si piensa que debe tener protección contra manchas en su paño, asegúrese de que no le cobren el doble por el privilegio.

(Ah, y buena suerte si tiene que fijar un punto de salida a un paño tratado con Teflón®).